Todas las entradas por Xavi Curto Zafra

La robin-hood de la ciencia

El artículo de hoy me parece relevante por varios aspectos. Para empezar, tocaré un tema bastante interesante y es el negocio que hay detrás de la ciencia (concretamente de las editoriales que publican los artículos científicos). Por otra parte, resaltaré la figura de una científica que, a mi punto de vista, ha hecho mucho por la difusión del conocimiento.

¿Queréis saber cómo se enlazan estos dos temas? Pues seguid leyendo.

Para que entendáis bien el proceso, dejad que os resuma el funcionamiento de la producción científica. Normalmente tengo un proyecto con unos objetivos concretos, realizo la investigación y hago una o más publicaciones de los resultados. Cuantas más publicaciones tenga como investigador y cuando mayor sea la calidad de estas, es más probable que acepten algunos de los proyectos que solicito, ya que es eso lo que me avala como científico.

De esta forma, los papers se convierten en mi aval laboral, son lo que muestra lo que puedo hacer y la forma en que trabajo. Además, cuando más personas te lean es probable que más personas te cien, de forma que tu articulo tendrá más impacto en el mundo científico. De hecho publiqué hace unos meses una reseña de Mendeley, un gestor de artículos 

girl-1064659_1920.jpg
Aunque la idea detrás de un científico suela estar relacionada con laboratorios y experimentos, una gran parte del tiempo suele estar dedicada a leer artículos

Sigue leyendo La robin-hood de la ciencia

Crónica de una muerte anunciada

En mi último post estuve hablando de mis inicios dentro del mundo de la comunicación. Todo ello me llevó a comentar también el problema de la falta de inversión económica de la ciencia o de los recortes que ha habido últimamente. Cuando terminé de escribir el post, creí que me dejaba demasiadas cosas en el tintero y que tenía muchas cosas que contar, así que he creído interesante tratar los temas que no pude tratar en su momento.

Un sentimiento generalizado por parte de los científicos

Preguntad a los investigadores y obtendréis más de una vez la respuesta de que este país no quiere a los científicos. Si bien el problema es complejo y no puede resumirse fácilmente debido a la situación social que vivimos, podemos generalizar asumiendo que ha habido recortes relevantes, acompañados de políticas adversas y muchas veces, siguiendo intereses “particulares”.

Podríais pensar que me quejo sin motivo, sí, pero las noticias muestran ejemplos que ratifican lo que comento, y no hace falta correr demasiado para ver que los contratos de muchos investigadores son precarizados, que incluso el Sol empieza a tener un impuesto  o se permite construir en zonas quemadas, no dando tiempo al ecosistema a recuperarse de forma natural.

solar-panel-1175819_960_720
Realmente me asombra cómo siendo un país con tanto potencial solar como España, no esté aprovechando esta energía limpia y renovable. Es curioso cuando se compara con la inversión que se realiza por ejemplo en países nórdicos dónde las horas de sol son muy inferiores

Sí, son ejemplos diversos y no tienen que ver solamente con la falta de inversión económica. Es por eso que he mencionado el tema de “intereses particulares”. Todo esto da para horas y horas de debate, y puede que no todo el mundo piense igual, pero yo entiendo que desde luego la política ha dado la espalda a la ciencia y a la conservación del medio ambiente.

También tengo que decir que siempre que llego a esta conclusión, me surge una duda…

Sigue leyendo Crónica de una muerte anunciada

Me desnudo (como divulgador)

Os voy a ser sinceros. Este quizás será el post más íntimo hasta la fecha en el blog. De ahí el metafórico título que lo acompaña. Será sin duda un artículo bastante personal, pero he considerado interesante hablar de cómo empecé a entrar poco a poco en la comunicación científica, reflexionando a su vez sobre este proceso.

Porque, al final, entiendes que has aprendido un poco de cada proceso, y sin duda la comunicación científica me ha enseñado más de lo que esperaba. Sea la situación que fuese, no se trata más de la historia y percepciones de un servidor. Quizás sirva como análisis para entender cómo es el blog hoy en día o la propia forma de contar las historias, que aquí se cuenta. Pueda incluso servir de alguna forma para alguien que está estudiando biología, una carrera científica  o sienta cierta afinidad al tema.

Creedme que he puesto muchos ganas en hacer una entrada a la altura, esperando transmitir todo lo que quiero transmitir. Pero, empezemos por el principio, que me voy por las ramas. De hecho, repasando el post me doy cuenta de que me dejo algunas cosas en el tintero. Pero se me está haciendo un poco largo, y nunca he sido de artículos demasiado largos.

photographer-1702074_960_720
¿Qué habría sido de mí si hubiese estudiado periodismo?

Mirando un poco para atrás y con la reflexión apropiada, creo que podría haber estudiado periodismo perfectamente. Y seguro que de hecho, hubiese sido recomendable en algunos casos o según que objetivos. No creo que podría haber enfocado mi carrera al periodismo porque considere que tenga una buena capacidad para comunicar (eso es discutible y en gran parte subjetivo), sino porque siempre me ha gustado transmitir aquello que me fascina. Me gusta escribir y me gusta leer, la suma es fácil.

Sí, podría haber hecho periodismo, pero seguí también una de mis pasiones: la biología. Es por eso que, pensando en frío, la faceta periodística tenía que llamar a la puerta un día. Y es también ahora cuando recuerdo cómo me fascinaba el Punset y su forma de hablarme de las neuronas y las mitocondrias.

“¿Estas ahí, Xavi? Soy yo, tu vocación periodística”

eduardopunset
Sí, lo sé, no es científico y se nota. Pero a mí siempre me ha parecido un referente a la hora de “contar historias”. Fuente: http://www.farodevigo.es

¿Pero cúal es el detonante?

Todo empezó cuando terminé la carrera y me encontré sin tener muy claro qué directiva profesional tomar. Las ofertas laborales no son especialmente altas para mi sector ( “ejem, paro”), y más en la situación económica de los últimos años dónde la ciencia, la investigación y la conservación han sufrido grandes y terribles recortes. Y sucede que en tiempos de dificultades, tienes que reinventarte. Podríamos hacer símiles con el proceso de selección natural o la misma evolución, pero creo que seguís la línea argumentativa y qué habéis entendido el ejemplo.

Sigue leyendo Me desnudo (como divulgador)

Mendeley, tu compañero para gestionar artículos científicos

La primera entrada de este año es algo particular, y es que está destinada a aquella gente que necesite leer o trabajar con artículos científicos o paper, y por lo tanto, se trata de un consejo con todos aquellos en contacto con la cienciaQuizás hayas estudiado alguna carrera relacionada  o sabes de alguien que lo ha hecho. Normalmente en estos ámbitos, así como en el mundo de la investigación, es necesario leer y digerir una gran cantidad de artículos científicos. Estos suelen complejos e incluso difíciles de entender, por eso gestionarlos y tenerlo bien organizado puede ser muy relevante.

Resultat d'imatges de mendeley
Mendeley cuenta con aplicaciones para Pc, Mac, smartphones y tabletas electrónicas (imagen obtenida de https://kib.ki.se)

En este caso el consejo de hoy se trata de la gestión de artículos científicos con el programa Mendeley. Este programa se puede descargar sin coste alguno y tiene un sinfín de utilidades para trabajar con los artículos, aunque como muchos otros programas, tendrá opciones añadidas para aquellos usuarios que estén dispuestos a pagar o que puedan necesitar más.

Sigue leyendo Mendeley, tu compañero para gestionar artículos científicos

Relato científico: “Una mañana que cambió el mundo”

Ha vuelto a caer enfermo otra vez. Pudiese pensar usted que es mala suerte o azar, pero es necesario recordar que ya en junio de 1834 tuvo unas importantes fiebres en Argentina, y que un año antes, a mediados de octubre, sufriría lo que comúnmente se denomina, mal de mar. Un mal bastante típico para las personas que, como él, no eran marineros ni estaban acostumbrados al gran océano y sus consecuencias. Todo en esta vida conlleva un cierto sacrificio, y una expedición de tal envergadura, no iba a ser menos. Aunque seguramente nuestro protagonista era consciente en parte de todos los peligros y azares a los que se podría encontrar.

El agua cubría desde hacía días todo el horizonte, aunque no pudiese comprobarlo con sus propios ojos. El viento retumbaba constantemente contra el camarote, mostrando una fuerza y una soberbia inigualables, el viento mismo lo sabe. Era la señal inequívoca de que no se trataba de un sueño, y que al viaje (al que por lo cierto, aún le quedaba bastante) seguía adelante.

book-1659717_960_720Cuando uno pasa tanto tiempo sin poder moverse, su consuelo está aquellas actividades que se pueden realizar sin demasiado esfuerzo físico, principalmente en las letras y los libros de texto. Y como científico, su “deber” era aprender y crecer por dentro. Su “misión” era ser curioso. El conocimiento nunca es suficiente y, aunque quizás se trate de un axioma con connotaciones positivas y negativas al mismo tiempo, la realidad es la siguiente: el ser humano nunca llegará  a comprender todo aquello que le rodea.

Aun así, en ese afán de crecer cada vez más, es el que ha permitido grandes avances. Es gracias a ese esfuerzo realizado por gente de todas las nacionalidades, sexos e ideologías que hemos llegado a entender cada vez mejor el mundo, su naturaleza y la vida que hay en él. Es la forma que tiene nuestra especie de crecer y avanzar, y aquello que nos distingue (si es que hay distinción) entre el resto de los animales. Más bien deberíamos matizar esta expresión, ya que se ha observado en algunas especies de alta inteligencia (véanse como ejemplo los cuerbos o los grandes simios), la capacidad de experimentar nuevas respuestas hacia un problema nuevo.

Pero sigamos con la historia principal y no nos andemos por las ramas, y es que esto se trata de un breve relato y le estoy entreteniendo con otras cuestiones trascendentales. Pido disculpas de antemano y le sugiero que volvamos a nuestra historia…

Sigue leyendo Relato científico: “Una mañana que cambió el mundo”

Relato científico: El día que asesinaron la ciencia

Hace dos siglos que nuestra sociedad olvidó la experimentación. Os puedo asegurar que es cierto, aunque quizás para vosotros suene a una historia de ciencia ficción o inclusa, de película B.  Este largo proceso se gestió en una campaña que el gobierno opositor impulsó en las elecciones de navidad del 2057. Parece ser que uno de los senadores al frente tenía ciertas ideas retrógradas y anticuadas y admitámoslo, la situación económica no era la mejor de las posibles.

Se veía con malos ojos el dinero destinado a proteger nuestros bosques, ya que el oxígeno no era necesario. Este podía sintetizarse artificialmente con una bomba artificial de desionización de ozono, de forma que los grandes ecosistemas forestales del planeta dejaron de tener la  importancia en la biosfera que tuvieron antaño. Nos hicieron creer que la conservación era absurda y carecía de sentido ya que no sacábamos ningún provecho del medio ambiente.

Y adivinad…

Sigue leyendo Relato científico: El día que asesinaron la ciencia

Acompáñame a visitar las maravillas de Nueva Zelanda

Hoy os traigo un post diferente diferente. Y es que, he sentido tanta la fascinación al encontrar estas imágenes de la web www.theguardian.com obtenidas de la BBC, que he tenido ganas de acercaros estas curiosidades sobre la flora y fauna del fantástico lugar que es Nueva Zelanda. Sí, desde luego el mérito se lo deben llevar sus fantásticos fotógrafos y sólo espero que este post ayude un poco a transmitir su trabajo. Por este motivo, siempre que la información del autor de la foto esté disponible, veréis en la descripción de la foto un enlace para seguir su obra. Y ahora, sin más dilación, ¿me acompañas?

1- Y empezamos este viaje con una emblemática foto de Tom Walker, para la BBC, en la que se presenta Milford Sound. un fiordo que ha sido nombrado la octava maravilla del mundo. Este sitio fué ignorado por los primeros exploradores y no seria descubierto finalmente hasta 1812. El fiordo se extiende 15 km tierra adentro desde el mar, y está rodeado de montañas tan curiosas com The Elephant o The Lion (que se parecen a los animales que le dan nombre).

Sigue leyendo Acompáñame a visitar las maravillas de Nueva Zelanda