Rana o sapo?

Pues, aquí inicio mi primer post para Crónicas de un Amonite. Llevo días por no decir semanas dándole vueltas a la temática de mi primer post, así que para empezar, he recordado esa famosa frase de “empieza por el principio”.

Me encontraba yo tomando un vermouth… sí, ese es el principio. Me encontraba con un amigo tomando un vermouth cuando en un momento de la conversación, apareció la frase “ya sabes, esos bichos de cabeza grande que luego se convierten en ranas o sapos”. La frase sonó así, “como si los bichos en cuestión decidieran a su gusto si ser una cosa u otra”. “Yo seré rana”, “pues yo seré sapo”.

En ese momento pensé que sería bueno enfocar mis posts como “Pequeñas lecciones de biología básica para urbanitas”.

Adelanto también que mi estilo de redacción suele ser muy próximo y personal, poco frecuente en blogs de divulgación. Pero lo que comparto es verídico y podéis contrastarlo.

Así que me dispongo a escribir sobre animales, sobre las confusiones, falsas creencias y mitos que hay sobre muchos de ellos, para despejar dudas y aportar algo de conocimiento.

Pequeña lección 1: Rana vs Sapo

Bien, pues empezamos.
Confundir una rana con un sapo es algo que sucede, lamentablemente, con mucha frecuencia; mucha gente cree erróneamente que se trata de una sola especie, incluso llegando a decir que “las ranas son el género hembra y los sapos son el género macho”. Y, queridos lectores, eso queda muy lejos de la realidad!

Veamos inicialmente las similitudes entre ambos individuos. Ranas y Sapos, taxonómicamente, comparten reino (Animalia) División (Chordata), Clase (Anfíbios) y Order (Anuros). Pero a partir de ahí, ya se clasifican diferente. Las ranas pertenecen a la familia Ranidae mientras que los sapos pertenecen a la familia Bufonidae.

Recapitulemos, no son de la misma especie*

Veamos entonces por qué mucha gente los mete en el mismo saco y luego repasaremos las diferencias para poder clasificarlos.
Los Anuros (Ranas y Sapos) se caracterizan por carecer de cola en su vida adulta (Anura, del griego antiguo ἀ(ν-) a(n-) (negación) y οὐρά ourá ‘cola’). Habitan en una gran variedad de ecosistemas, estando presente en todos los continentes menos la Antártida.

Presentan un cuerpo corto y ancho, y las patas posteriores están adaptadas para el salto, siendo así de mayor tamaño y robustez que las delanteras. En las patas traseras tienen cinco dedos, unidos por la membrana interdigital, mientras que en las patas delanteras los anuros sólo tienen cuatro dedos.
La boca suele ser muy ancha, y esconde una lengua procáctil que les es de mucha utilidad a la hora de alimentarse de pequeños insectos.

Una de sus más conocidas características es su reproducción y desarrollo. Casi siempre tienen fecundación externa, que se efectúa dentro del agua, donde también ponen los huevos (la distribución, las dimensiones y la forma son elementos que nos ayudarán a distinguir entre Ranas y Sapos.) Los huevos se recubren de una cápsula gelatinosa que se dilata al entrar en contacto con el agua y así aumenta el volumen de protección del embrión, que será un futuro renacuajo.

Una vez las larvas salen de los huevos, estas permanecen adheridas a la gelatina protectora (que también les aporta los nutrientes necesarios para empezar a crecer) y pocas semanas mas tarde, empieza la transformación en renacuajo, conocida como metamorfosis*.
Hay una gran variedad de colores, desde verdes hasta marrones y rojos. Y algunas especies de anuros desarrollan veneno como estrategia de protección (no sólo se asocia a los sapos, comúnmente responsables de causar cegueras en niños).

Hasta ahí hemos visto las características de los Anuros, ambos Ranas y Sapos. Veamos las diferencias en la tabla siguiente. Tengamos en cuenta que son características generales de ambos ranas y sapos, puede haber alguna especie en concreto que difiera no cumpla todas las características.

Ranas

Sapos

Piel lisa, brillante, húmeda Piel seca y áspera
Patas traseras largas y fuertes Patas traseras pequeñas y cortas
Huevos: en paquetes Huevos: en cadena
Cuerpo pequeño y delgado Cuerpo rechoncho
Tamaño pequeño Tamaño mayor
Tienen dientes No tienen dientes
Estrategia de huida: salto Estrategia de huida: engaño o secreciones
Costumbres acuáticas, nadan Costumbres terrestres, no nadan
Dependen de la humedad del ambiente Pueden vivir en zonas áridas
Ojos saltones de pupila horizontal Ojos grandes de pupila vertical
Son rápidas, ágiles, precisas Son lentos, no saltan (andan)
Rana bermeja (Rana temporaria) Sapo común (Bufo bufo)
 250px-European_Common_Frog_Rana_temporaria_(cropped) 250px-Bufo_bufo_03

Así pues, ya podemos identificar con mucha más seguridad a las ranas y los sapos. Evidentemente, en su fase larvaria las diferencias no son visibles (más allá de la disposición de los huevos).

A pesar de que hay algunas especies que segregan toxinas, muy pocas especies son peligrosas para un humano adulto. Sin embargo, OJO, ante la duda, siempre es mejor no acercarse a ellos, pues existe la Rana de Flecha, clasificada dentro de las 10 especies más venenosas del planeta!

rgustavo01

Glosario básico:

*Especie: conjunto de organismos que tienen la capacidad de reproducirse dando a lugar a nuevos individuos fértiles, con aspecto, características y genoma similares, atendiendo que tienen ancestros comunes relativamente recientes.

*Metamorfosis: Transformación de la larva en renacuajo, de pocas semanas de duración. Una vez las larvas han salido de los huevos, su nutrición inicial es a partir de la gelatina que recubría los huevos. Durante los primeros días de vida, los anuros están muy quietos (fijos en el medio), con la única misión de nutrirse y empezar la creación de estructuras internas.
Con el desarrollo de la boca se dice que acaba la fase larval y empieza la fase del renacuajo. Éste también se caracteriza por desarrollar las aperturas nasal y anal. Poco después, empiezan a desarrollarse primero las patas posteriores, seguidas de las anteriores y un cambio de dieta (su alimentación se vuelve más carnívora). Es en ese punto cuando la cola empieza a desaparecer hasta que la pierden por completo.
Antes de llegar a considerar el individuo como adulto, el Anuro abandona la respiración branquial y adopta la respiración pulmonar, que será la que le acompañará el resto de su vida.

Anuncios

¿Tienes algo que decir? Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s